Entradas

Últimamente, el CBD está recibiendo mucha atención. De hecho, parece que no pase un día sin que se mencione en las redes sociales, las noticias o cualquier medio.

Pero, ¿qué es exactamente lo que ha despertado este interés por el CBD? En este artículo, analizamos las razones principales por las que el cannabidiol es cada vez más popular.

La Historia De Charlotte’s Web

Sin duda, uno de los desencadenantes más importantes del aumento de popularidad del CBD fue la emisión de un reportaje sobre «Charlotte’s Web» en 2013.

Charlotte’s Web es un potente extracto de CBD fabricado por Stanley Brothers en Colorado, Estados Unidos. Se llama así en honor a Charlotte Figi, una niña de Boulder, Colorado, que consume este aceite para combatir sus graves ataques epilépticos.

La historia de Charlotte fue noticia por primera vez en 2013, después de que la CNN emitiera un reportaje sobre el potencial curativo del CBD, especialmente para los ataques y temblores causados por formas graves de epilepsia como el síndrome de Dravet.

Este reportaje hizo que la atención del mundo entero se centrara no solo en Charlotte y otros niños como ella, sino también en el CBD. Desde su emisión en 2013, se han realizado innumerables informes sobre esta sustancia, su composición química, efectos sobre el cuerpo y potencial terapéutico.

Más Investigaciones

Otro importante factor que ha contribuido al aumento de la popularidad del CBD es un incremento del número de estudios científicos sobre las plantas de cannabis y cáñamo.

Aunque el ser humano ha consumido cannabis durante miles de años, no hemos empezado a entender esta planta, sus compuestos y efectos hasta hace poco.

Por ejemplo, el THC (el principal ingrediente psicoactivo de la marihuana) fue aislado por primera vez en 1964 (hace poco más de 50 años). Los receptores cannabinoides humanos y los cannabinoides endógenos (como la anandamida y el 2-AG) fueron descubiertos a finales de los años ochenta y principios de los noventa.

Desde entonces, la ciencia ha intentado comprender mejor el cannabis. Estas investigaciones no solo han ayudado a que la población entienda mejor la planta del cannabis, también han ayudado a concienciar acerca de determinados compuestos como el CBD.

Legalidad Y Disponibilidad

La legalidad es un tema muy importante en el sector del cannabis. Las campañas de legalización del cannabis han adquirido recientemente un gran impulso en todo el mundo, otra razón por la que el CBD y otros cannabinoides son cada vez más conocidos.

Esto se debe fundamentalmente a que el CBD, a diferencia del THC, está menos restringido en muchos países, por el hecho de que es un cannabinoide no psicoactivo, en el sentido de que no interfiere con el funcionamiento físico o psicológico normal.

En Estados Unidos, por ejemplo, los productos de CBD con menos de un 1% de THC son completamente legales y se pueden adquirir en internet en prácticamente todo el país.

Y lo mismo ocurre en muchos países de Europa. En Suiza, por ejemplo, se pueden comprar productos como cigarros de cáñamo con 4mg de CBD en supermercados y quioscos como si fueran cigarrillos o tabaco normal y corriente.

El hecho de que el CBD esté menos restringido que el THC y otros cannabinoides hace que sea mucho más atractivo para quienes desean consumir productos de cannabis y cáñamo. También es mucho más fácil transportar y comercializar estos productos, haciéndolos más accesibles.

Mayor Tamaño Del Mercado

Otro factor que ha contribuido al auge del CBD es un mercado de mayor tamaño.

La industria del cannabis, en general, está experimentando un enorme crecimiento. En los Estados Unidos, por ejemplo, se estima que para el 2020 tendrá un valor de más de 20.000 millones de dólares. Pero la demanda de productos de CBD es particularmente alta. El mercado de productos con CBD o derivados del cáñamo está valorado en unos 130 millones de dólares, según una estimación del 2016 de Vote Hemp y Hemp Business Journal.

Estados Unidos está experimentando un gran aumento en empresas de CBD que ofrecen desde suplementos alimenticios (como semillas de cáñamo) a productos como tinturas ricas en CBD, cosméticos, cremas corporales, lociones, etc.

En Europa, la demanda de CBD está cifrada en unos 2.000 millones de euros, según una investigación llevada a cabo por nova-Institute y HempConsult, dos empresas alemanas que estudian el potencial del mercado europeo para comercializar productos no psicoactivos con CBD.

Este mercado creciente tiene un efecto directo en la popularidad del CBD. Con cada vez más empresas y productos en el mercado, los clientes cuentan con más información acerca del CBD y sus múltiples usos.

Mayor Concienciación

Todos los factores que hemos visto hasta ahora (aumento de la investigación, mejora de disponibilidad y mayor tamaño del mercado), son importantes de forma individual, pero juntos sirven para aumentar la concienciación sobre el CBD a escala mundial.

La investigación del CBD, por ejemplo, está provocando numerosos informes de prensa sobre nuevos estudios científicos que exploran cada aspecto de esta singular sustancia química.

Además, el hecho de que el CBD sea legal y de fácil acceso permite que los consumidores prueben y experimenten por sí mismos con productos de CBD. El creciente potencial del mercado también significa que las empresas y otros grupos interesados puedan recopilar más información sobre el CBD y hacer que esté disponible de forma habitual.

Además, hoy en día es más fácil que nunca difundir esta información y que llegue a una audiencia internacional. Gracias al aumento de la repercusión en los medios de comunicación y las redes sociales, la gente encuentra información relacionada con el CBD a diario, independientemente de dónde vivan.

El CBD Es Sumamente Versátil

Y por último, pero no por ello menos importante, otra de las principales razones de la creciente popularidad del CBD es su versatilidad.

Para algunos, es un importante suplemento nutritivo, para otros, una nueva adición a su régimen de belleza o salud.

Para averiguar más sobre el CBD y cómo puede ayudar a mejorar diferentes aspectos de tu vida, echa un vistazo a nuestra página Shop y haz tu pedido hoy mismo.

Fuente: Cibdol©

La ciencia está investigando los cannabinoides en relación al tratamiento de los síntomas y las causas de la diabetes. El mantenimiento de un sistema homeostático equilibrado parece ser la clave del nuevo tratamiento de esta enfermedad a base de cannabis. Aún no existe una cura, pero se pueden mitigar algunos de sus síntomas con flores y extractos de marihana.

La diabetes es un conjunto de enfermedades metabólicas provocadas por la incapacidad del cuerpo para regular la cantidad de azúcar, especialmente glucosa, que hay en la sangre. Los niveles de glucosa se regulan mediante hormonas como la insulina, que se produce en el páncreas. La diabetes puede causar graves complicaciones a largo plazo, como enfermedades cardiovasculares, derrames cerebrales, o daños en los riñones y los ojos.

EL SISTEMA CANNABINOIDE ESTÁ RELACIANDO CON EL AZÚCAR EN SANGRE

Cada vez más estudios están confirmando las pruebas anecdóticas proporcionadas por enfermos de diabetes y que demuestran que la marihuana tiene efectos beneficiosos. Las propiedades antiinflamatorias del THC y el CBD mitigan la inflamación arterial, un síntoma muy común de la diabetes, mientras que su efecto neuroprotector reduce la inflamación de los nervios y el dolor. Los cannabinoides tambien actúan como vasodilatadores, mejorando la circulación sanguínea y ejerciendo una función antiespasmódica sobre los músculos y el sistema gastrointestinal. El síndrome de las piernas inquietas causado por la diabetes, también podría verse mitigado con el cannabis, haciendo que los enfermos duerman mejor. Unos estudios recientes de laboratorio han demostrado que el sistema endocannabinoide podría ser el encargado de estabilizar el nivel de azúcar en sangre, que es el principal problema de esta enfermedad. Lamentablemente, sólo son investigación de laboratorio; en la actualidad no existe ninguna terapia a base de cannabis contra la diabetes.

LOS RATONES DIABÉTICOS MEJORAN CON LA MARIHUANA

Aunque hacen falta investigaciones clínicas con humanos, los experimentos llevados a cabo en laboratorio han demostrado que existe una firme correlación entre la diabetes y los cannabinoides. Uno de los primeros estudios que evidencian la influencia del sistema endocannabinoide sobre la diabetes fue publicado en el 2006 bajo el título «El cannabidiol reduce la incidencia de diabetes en ratones diabéticos no obesos». Este estudio indica que el CBD inhibe y retrasa la insulitis destructiva y la producción de citoquinas inflamatorias, lo que se traduce en una menor incidencia de la diabetes.

Estos investigadores también hablan de un posible mecanismo inmunomodulador que se activa mediante el CBD. Esta hipótesis está confirmada por otros descubrimientos sobre el cannabidiol y por un estudio que ha descubierto algunos efectos neuroprotectores del CBD en un modelo experimental de diabetes. Otra investigación también ha averiguado que el CBD atenúa la disfunción cardiaca en ratones con miocardiopatía diabética.

Un estudio titulado «La marihuana en el Tratamiento de la Diabetes» se publicó en el American Journal of Medicine en el 2013. En él, se asocia el consumo actual y pasado de cannabis con unos niveles más reducidos de insulina en ayunas, glucosa en sangre, y resistencia a la insulina. Según este estudio, los consumidores de cannabis son menos propensos a la obesidad y tienen un menor índice de masa corporal. Los fumadores de cannabis también presentaron unos niveles más altos de colesterol «bueno», y un menor perímetro de cintura. Otro importante hallazgo de esta investigación es que los consumidores de marihuana parecen tener un mejor metabolismo glucídico que los que no la consumen, lo que en cierto modo confirma los resultados de las pruebas de laboratorio que hemos visto antes.

Uno de los últimos estudios más importantes se llevó a cabo en el 2015, cuando un grupo de científicos liderados por Raphael Mechoulam, conocido por ser el descubridor del CBD, demostró que las propiedades antiinflamatorias del cannabidiol podrían utilizarse para tratar diversas enfermedades, entre las que se incluye la diabetes tipo 2. Y, por último, **una investigación realizada en octubre del 2016 mostró cómo un tratamiento experimental a base de CBD redujo los marcadores de inflamación en la microcirculación del páncreas en ratones. Todos estos estudios concluyen que los compuestos del cannabis desempeñan un importante papel en el control de los niveles de azúcar en la sangre y en el alivio del dolor y otros síntomas de la diabetes. Aún no se sabe cómo elaborar un medicamento a partir de estos hallazgos.

UNA INVESTIGACIÓN REALIZADA EN OCTUBRE DEL 2016

ALIVIO DE LOS SÍNTOMAS DE LA DIABETES CON CBD

Fuera de los laboratorios y dentro del hogar de los enfermos de diabetes, encontramos todo tipo de pruebas anecdóticas que demuestran que la marihuana es efectiva para el tratamiento de enfermedades oculares, dolores crónicos, trastornos del sueño y otras dolencias asociadas con la diabetes. La forma en la que se trata al enfermo de diabetes también depende de si sufre otras complicaciones y de su salud en general. Algunos pacientes complementan sus terapias con cannabinoides.

El cannabis puede despertar el apetito en un principio, pero a la larga tiene el efecto opuesto y podría proteger contra la obesidad. Los extractos de cannabis con distintas proporciones de THC, CBD y otros cannabinoides y terpenos, o simplemente sólo con CBD, son beneficiosos para la salud arterial y cardiaca. Estos mismos extractos de cannabis o cáñamo se pueden utilizar para preparar cremas tópicas que alivien el dolor neuropático. Por otro lado, un posible riesgo del consumo de cannabis cuando se padece diabetes es la hipoglucemia, ya que se teme que los niveles de glucosa disminuyan sin que el paciente se dé cuenta, hasta que es demasiado tarde.

Todo tipo de ejercicio llevado a cabo de forma regular, junto a una dieta sana y equilibrada, reduce el riesgo de padecer diabetes y sirve para controlar el nivele de azúcar en sangre de personas con esta enfermedad. Los enfermos de diabetes también deben moderar o abandonar el consumo de alcohol y tabaco.

Fuente: Cibdol©

CBD significa Cannabidiol, y THC tetrahidrocannabidiol. Ambos son ingredientes claves de las plantas de marihuana. Los cannabinoides son una clase única de compuestos, y tanto el CBD como el THC pertenecen a esta clase. Las cepas con un THC alto, son muy comunes en lo que respecta a la marihuana, pero las cepas altas en CBD no son tan abundantes. A continuación, una lista de las principales diferencias entre el CBD y el THC.

Qué es el CBD?

El cannabis tiene más de 60 cannabinoides y el CBD [1] es uno de ellos. Se suele comercializar en forma masticable, líquida o como crema. Interactúa con las células receptoras y estimula la respuesta del sistema nervioso del cuerpo humano. El cuerpo humano tiene dos receptores de canabinoides – CB-1 y CB-2. También es un antitusivo natural.

Qué es el THC?

El THC [ 2] no es solo uno de los 60 cannabinoides, además es el principal ingrediente psicoactivo del cannabis. El THC es el compuesto del cannabis más investigado y conocido popularmente. Interactúa con los receptores de las células nerviosas, pero su reacción es muy diferente a la de drogas como la morfina o la heroína. Como consecuencia de la interacción entre el THC y el cerebro, se libera dopamina. Los efectos del THC duran unas 2 horas. Sus efectos comienzan a los 10-30 minutos de la ingestión.

Subidón

el ingrediente más psicoactivo de la marihuana es seguramente el THC, y el CBD, por otro lado, es totalmente no psicoactivo. Es la razón por la que el THC causa un subidón en sus usuarios, mientras que con el CBD, esto no ocurre. Por eso los usuarios recreativos nunca se inclinan por el CBD, aunque sus propiedades no psicoactivas lo convierten en un excelente candidato para la investigación médica.

Ansiedad y Paranoia Como Efectos Secundarios

La paranoia y la ansiedad son algunos de los efectos secundarios del uso del THC que muchos usuarios han experimentado. Por otra parte, el CBD sale mejor parado en este tema. Un estudio científico [ 3] analizó los efectos psicotomiméticos de ambos CBD y THC en 134 usuarios, y se demostró que el CBD no causa ningún efecto relacionado con la paranoia o la ansiedad.

Antipsicóticos

El THC tiene efectos parecidos a la psicosis. Por otro lado, el CBD no es psicoactivo y también ayuda a contrarrestar los efectos psicoactivos del THC. Un documento de investigación [ 4] demostró que el CDB tiene propiedades reductoras del subidón, gracias a su capacidad antipsicótica. El CBD es uno de los compuestos activos de varios medicamentos farmacéuticos e investigaciones médicas. Una de las investigaciones ha sido realizada por GW Pharmaceuticals y fue publicada por The Guardian [ 5] hace un par de semanas.

Efectos Soporíferos

uno de los motivos principales por los que muchas personas utilizan marihuana es por su capacidad para ayudar a dormir. Esta propiedad de la marihuana se manifiesta debido a la presencia del THC El CBD, por otra parte, hace que te sientas despierto y no es bueno para promover el sueño. Las cepas con THC alto a menudo hacen que el usuario se sienta adormecido y somnoliento en comparación con las cepas de bajo THC o alto CBD.

Situación Legal

cannabis legalLa situación legal de la marihuana es bastante clara – es ilegal en la mayoría de países. El CBD entra en la lista de drogas de clase I en el Reino Unido y, en consecuencia, es ilegal técnicamente hablando. Sin embargo, el Aceite de CDB, que contiene un 4% de CBD y menos del 0,05% de THC, es legal. El cáñamo, que contiene CBD, es legal y se compra y vende fácilmente en un montón de países, como EE.UU. y el Reino Unido. Por lo tanto, los productos derivados del CBD y el THC se compran y venden fácilmente por todo el mundo sin ningún tipo de restricciones.

Recientemente se han llevado a cabo una gran cantidad de investigaciones sobre los beneficios del CBD sobre el THC, y esta es la razón principal por la cual los cultivadores crían ahora plantas de cannabis con un alto grado de CBD. Estas plantas tienen unos niveles de THC bajos. Los suplementos naturales de aceite de CBD son también muy populares entre los usuarios.

Fuente: Cibdol©

 

Cannabinoids are a group of active compounds found in marijuana.

Marijuana contains many chemical compounds that create the different characteristics of the plant. Terpenes provide flavors and aromas, while chlorophyll in the leaves makes the plant green. But the most important chemicals in marijuana are the cannabinoids.

Cannabinoids are the chemicals which give the cannabis plant its medical and recreational properties. Cannabinoids like THC and CBD interact with different receptors in the body to produce a wide range of effects, such as feeling high.

But what exactly are cannabinoids, and why are they able to interact with the body? The answer has to do with cannabinoid receptors in the endocannabinoid system.

Let’s take a deeper look at these fascinating compounds.

Cannabinoids in Marijuana

The marijuana plant produces as many as 113 different cannabinoids. Among these cannabinoids, THC and CBD are the most prevalent and the most well-understood.

Marijuana’s cannabinoids are produced and stored within the trichomes (crystals) of the plant. These trichomes give marijuana flowers their shiny and sparkly appearance.

Most strains of marijuana sold today are cultivated with higher levels of THC. THC is known for its psychoactive properties, and is the reason you feel “high” after ingesting marijuana.

CBD is a non-psychoactive cannabinoid and actually works to counteract the high. CBD also has numerous benefits, such as anti-inflammatory and neuroprotective properties.

While THC and CBD are the most well-known cannabinoids, there are many other cannabinoids in marijuana that offer health benefits. Some of these include cannabigerol (CBG), cannabinol (CBN), and cannabichromene (CBC).

Endocannabinoids

Endocannabinoids are cannabinoids that are produced naturally by the human body. “Endo” stands for endogenous, which means originating within the body.

While these cannabinoids are distinct from those produced in marijuana, they share many similar properties and effects. This is because they interact with the same pathways in the brain and body called cannabinoid receptors.

Scientists believe there are many different endocannabinoids, but the most studied and understood are 2-AG and anandamide.

Other endocannabinoids include noladin ether, virodhamine, and N-arachidonyl dopamine (NADA).

While the functions of these cannabinoids within the body are wide-ranging, it is believed that their primary function is to promote homeostasis.

How Do Cannabinoids Work?

In order to understand cannabinoids, you have to know a bit about the endocannabinoid system. The endocannabinoid system is a system in the human body consisting of cannabinoids and cannabinoid receptors.

These receptors and cannabinoids can be thought of as a lock-and-key system. Cannabinoids bind to cannabinoid receptors like a key fits into a lock. Unlocking the receptor causes changes in how cells function, leading to different effects in the body.

When marijuana enters your body, THC activates the endocannabinoid system by attaching to cannabinoid receptors.

There are two different types of cannabinoid receptors: CB1 and CB2. CB1 receptors are found primarily in the brain, and are responsible for the psychoactive effects of marijuana.

On the other hand, CB2 receptors are found mostly in other parts of the body. They are responsible for a wide range of biological functions.

The functions of the endocannabinoid system help explain the effects of marijuana. The endocannabinoid system is involved with regulating appetite, sleep, pain, mood, memory, and much more.